Alertan por sobreexplotación del topote amarillo y el langostino

Alertan por sobreexplotación del topote amarillo y el langostino

  • Es necesario que se respeten las vedas para cada una de estas especies las cuales se han declarado en peligro de extinción debido a que los pescadores no toman conciencia de los procesos de reproducción.

Por Armando Azamar Fonseca

San Andrés Tuxtla

Hay alerta por la sobreexplotación del topote amarillo y del langostino o acamaya, dos especies endémicas de la región de Los Tuxtlas que se encuentran en la gran mayoría de los cuerpos de agua de la zona y que son extraídos para su venta y el consumo humano, manifestó Carlos Rivero Andrade, Director de fomento agropecuario.

“Este caso se nos presenta principalmente en la laguna encantada donde varias familias que viven en la Rivera de la laguna son las que viven de la pesca y uno de los productos que más se extraen es el topote amarillo que es muy consumido en el municipio pero también se hace una sobreexplotación de esta especie porque es un cuerpo de agua muy pequeño y son varias familias las que se dedican a la pesca”, dijo.

Para el caso de la especie langostino o acamaya, el principal problema se presenta en el rio San Andrés en la comunidad de La Boca, pues pescadores se encuentran utilizando una estrategia de extracción que afecta a las demás especies y a los cuerpos de agua con la contaminación que generan.

“Acudieron algunas personas de la comunidad de La Boca de este municipio en donde pasa el rio San Andrés y ellos nos comentaban que tienen un problema porque pescadores de langostinos o acamayas acuden en las noches a extraer los langostinos de una manera toxica para la especie porque utilizan productos químicos para que el agua pierda su oxígeno y con esto salen las especies y ahí es como las atrapan, esto es un tipo de pesca muy agresivo para el medio ambiente”, recalcó.

Manifestó que es necesario que se respeten las vedas para cada una de estas especies las cuales se han declarado en peligro de extinción debido a que los pescadores no toman conciencia de los procesos de reproducción.

Recordó que no únicamente el municipio presenta la sobreexplotación de estas especies, pues en la laguna de Catemaco la mojarra endémica también se encuentra en peligro de extinción debido a que los pescadores hacen caso omiso a los periodos de veda.

“Los topotes prácticamente la mayoría de las lagunas y cuerpos de agua que hay en Los Tuxtlas viven, la laguna de Catemaco es una de ellas donde no únicamente existe el problema con el topote sino con la mojarra endémica de la laguna que está en peligro de extinción por la pesca excesiva”, puntualizó.

Comunicó que es responsabilidad de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) el supervisar que los mismos pescadores respeten las vedas, pero sobretodo, el proteger a estas especies mediante el otorgamiento de los permisos al sector pesquero de manera que exista un control en su saqueo.

“A nosotros como dirección de fomento agropecuario lo que nos concierne es concientizar a los pescadores, pero ya para la aplicación de vedas y ese tipo de sanciones le corresponde a la Profepa”, finalizó.

Leave a Reply

Your email address will not be published.