Aparentemente agobiado por la falta de empleo, se suicida un hombre en San Andrés Tuxtla

Aparentemente agobiado por la falta de empleo, se suicida un hombre en San Andrés Tuxtla

  • Los hechos ocurrieron dentro de un domicilio ubicado en la colonia Los Manguitos.
  • La hoy viuda manifestó que su esposo tenía serios problemas de alcoholismo y aunado a sus problemas económicos, presuntamente tomo tan drástica decisión.

Germán Méndez Rodríguez / San Andrés Tuxtla, Ver.- La noche del jueves, un hombre decidió acabar con su existencia, al ahorcarse en el patio de su domicilio; su esposa manifestó que el ahora finado, tenía serios problemas de alcoholismo y se encontraba deprimido por no tener trabajo.

Fue al domicilio marcado con el número 4, de la calle 22 de Diciembre, de la colonia Los Manguitos, a donde arribó la Policía Municipal, luego que les reportaran a una persona muerta por ahorcamiento.

Al trasladarse al lugar, observaron a un hombre que se encontraba ahorcado con una cuerda atada a una viga de madera y el cual vestía playera blanca y short color gris, por lo que dieron parte a las autoridades ministeriales.

Tras el arribo de los detectives de la Policía Ministerial, se entrevistaron con la ciudadana Rosalba Serrano Herrera, de 62 años de edad, quien manifestó que el ahora finado era su esposo y que respondió al nombre de Arcadio Jerezano Juárez, de 61 años de edad.

Relató que momentos antes, vio que su esposo se levantó de la cama y se dirigió al patio, situación que no le pareció nada anormal, sin embargo luego de rato salió a verlo y fue cuando lo halló colgado, por lo que le hablo a la policía municipal.

Refirió que este, desde hace mucho tiempo tenía serios problemas con el alcohol y el cual se encontraba deprimido ya que no tenía trabajo y por lo que piensa que esa situación lo orilló a tomar tan drástica decisión.

Luego de las diligencias correspondientes personal de Servicios Periciales, llevaron cabo el levantamiento del cadáver, para luego trasladarlo al SEMEFO para realizarle la necrocirugía de rigor.

Leave a Reply

Your email address will not be published.