Hallan cadáver del dueño de la tienda «El Rodeo» de Catemaco, hay tres detenidos

Hallan cadáver del dueño de la tienda «El Rodeo» de Catemaco, hay tres detenidos

Germán Méndez Rodríguez / San Andrés Tuxtla, Ver.- Tres secuestradores fueron detenidos por el agrupamiento antisecuestro de la ciudad de Jalapa, en diferentes puntos de esta región Tuxtleca, la victima quien había sido privado de su libertad, fue muerto por estas mismas  personas, quienes abandonaron el cuerpo entre las maleza de las faldas de un cerro, esto allá por la congregación de Benito Juárez perteneciente al municipio de Catemaco.

El hoy occiso y quien había sido privado de su libertad desde el lunes 11 de abril del año en curso, respondía al nombre de Santiago Bucio Martínez, de 72 años de edad, con domicilio en calle Campeche No. 3 de la colonia Centro de la ciudad de Catemaco, mismo que fuera el propietario de la tienda “El Rodeo” de esa misma ciudad.

Los detenidos responden a los nombre de Ángel Trujillo Hernández, de 41 años de edad, con domicilio conocido en la comunidad de la Perla, perteneciente al municipio de Hueyapan de Ocampo, Guadalupe Antonio Hernández, de 33 años, con domicilio en calle Hipólito Landero s/n, de la congregación, Ixhuapan, del municipio de Acayucan y Francisco Oref Hernández Ruiz, de 40 años, con domicilio en calle Montes de Oca No. 10 de la congregación Benito Juárez de Catemaco, este ultimo según en una entrevista realizada a Ángel Trujillo, este era el que pasaba la información, ya que era una persona allegada a la familia Bucio Marín.

También Trujillo Hernández, manifestó a los medios de comunicación, que el autor intelectual de este secuestro, fue un sobrino de la víctima, de  nombre de Edgardo Bucio, indicando que esto lo hacía por problemas con una herencia.

Más noticias:   Ebrio abogado agrede verbalmente a dama y hiere con arma blanca al esposo de esta

La localización del cuerpo se realizó el día de ayer miércoles 20 de abril alrededor de las 19:00 horas, cuando fueron detenidos estos sujetos quienes dieron señas del lugar, en donde el cuerpo se encontraba devorado por animales de aquel lugar, mismo que tenía varios días de muerto, el reconocimiento del cuerpo lo hicieron los familiares del difunto por la ropa que traía la osamenta, sin embargo se supo que se enviarían muestras de ADN para oficializar la identidad del cuerpo.

El lugar del hallazgo se conoce como “El Columpio”, el cual se localiza en un camino terracería entre las congregaciones de Benito Juárez y La Magdalena.

En la detención realizada por personal de la Unidad Especializada en Combate del Secuestro, dependiente de la Agencia Veracruzana, se decomisó dos armas de fuego calibre 38 especial con 6 cartuchos útiles cada una, una camioneta marca Chevrolet, color blanca, con placas de circulación WD63663, del estado de Tamaulipas y cuatro celulares.